¿Cuándo utilizar tomate rojo y cuando tomate verde? | Olivetto
17223
post-template-default,single,single-post,postid-17223,single-format-standard,bridge-core-2.0.7,ajax_fade,page_not_loaded,,side_menu_slide_from_right,hide_top_bar_on_mobile_header,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-19.4,qode-theme-bridge,qode_header_in_grid,wpb-js-composer js-comp-ver-6.1,vc_responsive
 

¿Cuándo utilizar tomate rojo y cuándo tomate verde?

Descubre las diferencias entre los dos tipos de tomate, en qué preparaciones puedes utilizarlos y anímate a descubrir las cualidades de cada uno para innovar en la cocina.

Características del tomate rojo

Esta es tal vez la hortaliza más utilizada mundialmente, aunque puede ser considerada como una fruta, y casi que se ha convertido en un ingrediente infaltable en la cocina, principalmente en la mediterránea, donde su consumo es diario. El tomate rojo lo puedes consumir frito, cocido, en salsa, en pedazos pequeños o grandes, hervidos, en ensaladas, en jugo, en definitiva como se te ocurra, ya que realza el sabor de otros alimentos.

Características del tomate verde

Este fruto es más pequeño que el tradicional, su piel es gruesa, cualidad que le permite conservarse hasta por dos semanas en la nevera.

Es muy importante que no confundas esta variación de tomate, con la inmadurez del tradicional, este sigue siendo verde cuando madura y en algunas oportunidades adquiere un color amarillo. En cuanto a su sabor, es un poco más ácido que el rojo, así que cuando lo uses puedes ponerle una pizca de azúcar para rebajarlo, aunque su acidez es baja resulta agradable, suave y fresca.

Preparaciones

Los dos son utilizados comúnmente en salsas, porque añaden profundidad y sabor, también son grandes aliados de la cebolla, el ajo, el cilantro y por supuesto, del picante. Además son un excelente ingrediente en las ensaladas, se pueden comer crudos sin ninguna contraindicación y combinan muy bien con aderezos como la vinagreta.

Usos del tomate rojo

Para preparar salsas y ponerle color a las recetas. Este es un ingrediente completamente versátil y fácil de preparar, por ejemplo puedes hacer unos tomates rellenos, a la plancha, en sopa con crema de leche, en guisos, antipastos, gazpachos, secos, pasta de tomate, en brochetas y gratinados.

Usos del tomate verde

Hay muchas recetas que puedes hacer con el tomate verde, la más conocida es la de los “tomates verdes fritos”, en donde se apanan y resultan ser un acompañante perfecto. La comida mexicana es la que más los usa en recetas como: la salsa verde, las enchiladas, el pozole, los tacos de tinga poblana, los tomates asados con queso, entre otras.